Autor Tema: GR 11 Etapa 21 Puente de Cubera - Refugio de Cap de Llauset  (Leído 6968 veces)

0 Usuarios y 1 Visitante están viendo este tema.

Desconectado farodelcaballo

  • Usuario H
  • *****
  • Mensajes: 2202
GR 11 Etapa 21 Puente de Cubera - Refugio de Cap de Llauset
« en: 23 de Septiembre de 2022, 10:36:07 am »
La ruta parte desde el Puente de Cubrera, al lado de los campings de la parte alta de Benasque, para remontar por la derecha hasta el Embalse de Paso Nuevo, de donde seguimos hasta casi llegar a la Plana de Senarta, donde  dejamos el cauce del Ésera y cogemos el valle lateral de Vallibierna. Tocará un rato de larga pista, rebasando el refugio de Quillón, y acabando la pista para vehículos en el de Coronas, de donde seguimos pistilla antigua y sendero hasta la Pleta de Llosas, de donde comenzamos subida fuerte hacia los ibones bajo y luego alto de Vallibierna, y luego alcanzando el collado homónimo, de donde sólo nos queda el bajar hasta el Refugio de Cap de Llauset, donde finalizamos la etapa.


De esa manera se recorren 17'12 kilómetros, con 1587 metros de desnivel acumulados positivos y 402 negativos (dirección Llauset), que se salvan a buen ritmo en 6 horas y media.


Comenzamos a andar en el Puente Cubera, que dejamos a la izquierda, y remontamos el río por su derecha, siguiendo un camino que pasa bajo el Puente de San Jaime, y luego ignoramos un senderillo a mano izquierda para seguir subiendo, enlazando una clara pista que sube al frente. Tras ignorar un sendero que se mete en el bosque a la derecha, seguimos la pista hasta un vado, que se salva sin problemas por una pasarela de madera, y luego atajamos en ascenso hasta reenganchar la pista, que al poco se bifurca, y tomamos por el ramal a la izquierda. Al poco, nueva bifurcación, que cogemos a la derecha, evitando un acceso a un camping. Durante un rato no habrá duda, ya que permanecemos fieles a la pista, ignorando un sendero a la izquierda antes de la presa del Embalse de Paso Nuevo, y luego un ramal hacia la propia presa a la izquierda, siguiendo la pista, que gira y sube a la derecha. Unos metros después abandonamos la pista por un sendero que sube entre el bosque a la izquierda, hasta que la reenlazamos más arriba (unos metros más arriba de una bifurcación de la pista), tomándola a la izquierda, en ascenso. Toca un rato de avanzar por el borde de la masa de agua, ignorando un par de sucios ramales que vienen de la izquierda, y al poco cruzamos un puente y seguimos subiendo, ignorando accesos a los claros de prado, hasta que enganchamos ya la pista que sube al Valle de Vallibierna y el Refugio Coronas (a la izquierda queda en un par de minutos el Plan de Senarta), y hacia allí nos vamos, tomando a la derecha, en ascenso. Tras rebasar un pequeño bebedero, veremos un sendero que sube entre los árboles a la derecha, y lo cogemos, subiendo por la ladera arriba y a la derecha, ignorando cuando se nos cruzan un par de trazados menos obvios en la diagonal contraria, y llegando a reenganchar, con unos escalones, la pista de Vallibierna, que cogemos a la derecha, en ascenso.


Durante un rato, largo, no vamos a tener que hacer otra cosa que seguir la pista, y evitar los muchos vehículos que la transitan. Rebasamos varias canales, viendo la potencia de los desprendimientos que se han limpiado en sus bordes, y tras un par de curvas pronunciadas, pasamos el Refugio de Quillón, que no está ni tan mal para una emergencia, y tras más canales, seguimos fieles a la pista, ignorando un ramal forestal que baja a mano derecha.


Sin más incidencia que el aburrimiento, ignoramos un ramal a la izquierda, inmediato al puente y después refugio de Coronas, que está en muy buen estado y que tiene literas para 8 personas, 10 apretadas, y tiene servicio de telesocorro. A partir de aquí la pista ya es rocosa, no apta para coches, y pasamos un pequeño puente sobre un ramal de arroyo. Seguiremos la huella de la pista, ignorando un sendero a la derecha hacia Estibafreda, y luego otro a la izquierda que va hacia el Barranco de Coronas.


El camino se va estrechando y empeorando el piso, hasta que ya desaparece, dejándonos en una pequeña pradería, por la que seguimos al frente. recuperando huella de ya simple camino, que luego deviene en sendero y nos va acercando al cauce del río, que seguimos, saliendo fuera del bosque a una zona mixta de hierba y rocas, donde seguimos la dirección al frente, alejándonos brevemente del curso de agua, hasta salir a ver la idílica Pleta de Llosas, donde una pasarela de madera a la derecha nos deja librar el río. Al otro lado, remontamos la ladera, viendo ya el diente rocoso a cuya derecha nos dirigimos, y el sendero se va definiendo entre la hierba. Van apareciendo pinos que no llegan a formar mata cerrada, y el sendero nos lleva al borde del sonoro río, que remontamos por la derecha, , hasta que vemos un buen punto de vado, y cruzamos para remontarlo por la izquierda. El terreno va cediendo, mejorando la pendiente y el piso, y salimos al alargado brazo que da al desagüe del Ibon Bajo de Vallibierna, cuyo borde izquierdo recorremos, por un clarísimo sendero. No hay mayor problema que evitar algún punto encharcado, y finalmente cruzar la rocosa vagüada por donde bajan las aguas del Ibon Alto, que no vemos, pero oímos. Al otro lado, remontamos el lomo que separa por la izquierda el desagüe citado, y a la derecha  una valleja rocosa, a la que nos dirigimos, y a la que bajar obligará a tener cuidado por un pequeño tramo de destrepe. Una vez ganada, toca avanzar, negociando con grandes bloques de piedra, el avance. Superado el tramo, reaparece la hierba y el sendero, y a la izquierda queda el Ibon Alto, teniendo nosotros que seguir al frente por el claro sendero que sube esa ladera.


El sendero sube y se hace un poco a la izquierda, para luego girar un poco y ya dirigirse por zona de canchal bastante amable, con traza de sendero, en fuerte ascenso. Llegaremos así cerca de una mole rocosa, a cuya derecha marcha un hitado que ignoramos, y tomamos a la izquierda, en el último tramo de canchal, que tendremos que negociar un poco, pero por el que ganamos sin problema la Collada de Vallibierna, que nos deja ver abajo el Ibon de Cap de Llauset. Comenzamos el descenso bajando la canal llena de rocas con las que negociamos, primero por la izquierda, y luego por la derecha, a la espera de ver a esa mano la clara huella de un sendero, que cogemos, dando vista ya al refugio, y por el que perdemos altura hacia una pequeña charca, a la que bordeamos por la izquierda, llegando a un pequeño descanso donde tomamos a la izquierda (a la derecha marcha el trazado hacia el Pico Vallibierna). Ahora sólo queda bajar esta parte de ladera, algo ocupada por pequeños cursos de agua, hasta otro descanso aún más pequeño, donde ignoramos un sendero a la derecha hacia el Ibon de Botornás, y tomamos a la izquierda hasta el desagüe del de Cap de Llauset, que cruzamos, pasando a la ladera de la derecha e ignorando un sendero que sube por el desagüe. Ya tenemos el refugio al alcance de la mano, y sólo quedan unos minutos para llegar a un punto donde se nos une por la derecha el camino que sube del parking de la presa de Llauset, y tomando a la izquierda, finalizamos la etapa en el refugio.


Ahí van unas fotos de la jornada:


















































Adjunto un archivo kmz, editado a partir del gpx grabado con un Garmin Oregon 550. Un saludo!