Autor Tema: El Recuesto - Cierropoñoso - El Rostro - Sel de Dueja (o Seldoveja)  (Leído 1165 veces)

0 Usuarios y 1 Visitante están viendo este tema.

Desconectado farodelcaballo

  • Usuario H
  • *****
  • Mensajes: 1806
Tras echarle un  ojo al mapa de Castro Valnera del Cetyma, la idea es dar una vuelta por la pista que llevaba a la antigua cantera del Recuesto. Como siempre, una cosa lleva a la otra y al final se acabó buscando un paso a Cierropoñoso, y la manera de subir desde aquí a El Rostro y Seldovieja, para volver a bajar a la pista.


La parte pistera no tiene mucho interes como camino, aunque las vistas son impresionantes, y la parte baja, con los restos de la cantera y las enormes lastras, merecen la pena. Aunque la parte curiosa es como llegar a Cierropoñoso y como buscarse la vida hasta El Rostro. Al final fueron 7'5km con sus buenos 900m. de desnivel que se salvaron en poco más de 2 horas y media.


Comenzamos la ruta en la pista que sale de la carretera que sube al puerto de Estacas de Trueba, que hay en la subida, pasada la curva del Muro de Peñallana.


Ascendemos tranquilamente, aunque la pista está muy encharcada, hasta llegar a una llana donde ya tenemos visión tanto hacia Ruyemas como hacia Yera.




La pista desciende a mano derecha, pero en vez de eso seguimos la crestería sur para echar un ojo al Portillo de la Taja y las fincas de Los Llanos.




Las vistas de Ruyemas y de Castro Valnera quitan el hipo. Y las de la zona de Landaruz, tampoco se quedan cortas.




La crestería no tiene mucho problema así que la descendemos un poco para mirar un sedo que se ve perfectamente despues de la última quema que se ha hecho en la ladera.


Llegamos a unos porrachos rocosos, desde donde sale el sedo que habíamos visto antes. Cambiamos la direccion y caminamos ahora por la vertiente de Ruyemas, por el estrecho pero marcado sedo.






Algo más adelante hay alguna zona menos quemada pero seguimos el sedo hasta que nos encontramos con una zona de herbazal donde lo perdemos definitivamente.




No nos queda más remedio que subir a derecho por la ladera a tomar uno de los brazos de la pista que abandonamos.







Una vez en ella llegamos a la bifurcación y tomamos hacia abajo para llegar zigzagueando a la zona principal de cantera, con sus enormes lastras. Se intenta buscar algun sedo que no pierda tanta altura y lleve a Cierropoñoso pero no se logra y volvemos a la pista.




Terminamos la pista en una pequeña charca con cascada, con multitud de lastras de la antigua cantera.




Descendemos con cuidado entre ellas y llegamos a una pequeña cascada que baja hacia Ruyemas.




Cruzamos el cauce y subimos unos metros para buscar un sendero o sedo que nos lleve a Cierropoñoso, pero el herbazal, muy similar al de los Picones de Sopeña, no quiere revelar el camino. Afortunadamente no resbala apenas, y seguimos adelante, y cruzamos otro cauce.




Una vez pasado ya parece intuirse mejor un senderillo que nos acaba dejando ya sin problemas en el extremo de la finca.




La cabaña principal es muy interesante, y cuenta con otra secundaria, ya ruinosa, al amparo de la peña. Al otro lado de esta ultima hay un pequeño y tosco corral.






Por esta mano de la crestería, y no por la de Ruyemas, iremos buscando la mejor forma de subir a derecho hasta El Rostro.


En algunas zonas encontramos indicios de camino pero acaban desapareciendo a los pocos metros, así que seguimos nuestra dirección mientras unos corzos miran lo torpes y lentos que son los humanos.




Tras mucho esfuerzo se llega al primero de los muros rocosos a salvar. Lo bordeamos un poco hacia la derecha y hacemos una sencilla trepada al siguiente nivel.




Atrás queda la cista de la cantera.


Seguimos ascendiendo siguiendo las huellas de los corzos y tras otra pequeña trepada llegamos a la zona de El Rostro






Las vistas al macizo del Castro Valnera imponen.




Tomamos hacia la derecha para ir hacia Sel de Dueja (o Seldoveja), llaneando comodamente.




Llegamos al nucleo del cabañal, al que descendemos, y giramos a la derecha para observar las dos cabañas más altas, que cuentan con varios elementos constructivos pasiegos menos usuales.






Desde aquí descendemos para bajar poco a poco, en diagonal, hacia el ramal superior de las pistas de la cantera.


Hacemos un ligero y sencillo destrepe y seguimos la direccion sin problemas hasta alcanzar la pista.






Desde aquí llegamos a la llana primera, que daba a ambas vertientes.




Y sin más complicación bajamos la pista hasta la carretera del puerto y finalizamos el paseo.




¿Alguno ha estado por los sedos de la zona o por Cierropoñoso? Por si realmente conectan más cosas, que parecía que de Ruyemas subía un senderillo, pero lo mismo es otra entrampada.

Adjunto un track gpx grabado con un Garmin Oregon 550. Un saludo!
« Última modificación: 03 de Marzo de 2014, 21:52:53 pm por farodelcaballo »