Autor Tema: Cdo. Ason-Cerilla-Haza Loba-Alto Estacas-Seldecuende-Brenalengua-Coladero-Regada  (Leído 1842 veces)

0 Usuarios y 1 Visitante están viendo este tema.

Desconectado farodelcaballo

  • Usuario H
  • *****
  • Mensajes: 1785
Hace tiempo, echando un ojo al mapa del Asón de Cetyma,la madre de un colega (espeleóloga) me dice que si no conozco el sendero que va de Cerrilla a La Sota por el todo el cortado encima del barranco. Un sendero "sin problema alguno, fácil de andar". Tras echar un ojo desde la zona de Porracolina o Mortillano, desecho la idea y me olvido, hasta que ese pedazo de página que es Sedos y Cuetos se casca una ruta por la zona y entonces recupero el plan. La idea será partir de los Collados, pasar a Cerrilla, enlazar con este "fácil sendero" y subir hacia el Alto de Estacas. Desde aquí bajaremos a Seldecuende y enlazaremos con Brenalengua, para echar un ojo a la fauna local. Y para cerrar el circuito nos moveremos por toda la zona debajo de los Campanarios hasta la zona de La Regada (hecha en la direccion contraria en otra ocasión y que apetece recordar).

Con ello queda una interesante ruta, con vistas espectaculares, pero que pasa su precio en tema desnivel y en el aspecto seguridad, ya que transitaremos zonas con caídas peligrosas si no vamos con cuidado. El recorrido superauna longitud de 21.6km, con casi 1600 metros de desnivel acumulado que se resolvieron en poco menos de 7 horas con alguna pequeña parada.


Salimos desde el mirador de los Collados del Ason. Cogemos el senderillo que nos enlaza con la pista de La Posadía casi a la altura de Fuentebezón, y seguimos por la conocida pista en ascenso.


Nos desviamos a la derecha, frente a los Castros del Horneo, para seguir el trazado del PR que nos lleva hacia el Hoyón de Saco.


Tras dar la vuelta a la loma y disfrutar de la vista del macizo del Mortillano, entramos en el hayedo hasta encontrar una indicación del PR que señaliza la bajada hacia los cabañales de Cerrilla y el Albeo.


Tras una zona arbolada, salimos a otra de matorral bajo...


...y alpoco ya vemos un sendero que desciende dejando a la vista el cabañal al que nos dirigimos.


Entramos en otro bonito tramo de bosque, con abundantes hitos.


Cruzamos un sencillo cierre, apenas unos palos con una cuerda, y continuamos nuestro descenso por entre los árboles.




De esta manera salimos ya al cabañal, justo frente a una cabaña escondida entre varios árboles en una pequeña pero pronunciada colina. Aquí llegaríamos si subimos desde el Huerto del Rey.


Es el momento de tirar a la parte alta del cabañal para ganar los Llanos de Asperón. Tomamos entonces hacia la izquierda para enlazar a las siguientes cabañas.


Cruzamos un muro por un paso evidente y el sendero se aclara...


...para dar paso al siguiente prado donde ya hay cabaña, a la que nos dirigimos.




Pasamos a la siguiente saltando otro muro (apenas sube gente y los callejos andan muy sucios).


Ahora subimos por el prado a la última cabaña, que vemos enfrente.




Justo encima de esta, la más alta del grupo, parece subir de frente un sedo. El track de Sedos y Cuetos no llegaba hasta estas cabañas sino que seguía más el borde hacia Asón...


nosotros dejamos ese trazado para alejarnos de frente y en cuanto es posible a la izquierda, aprovechando los sedos que aparecen.


Ya vamos viendo un muro enfrente, con arbolado en la ladera (recuerda al Hoyo de Saco) y a él nos dirigimos.


El muro no tiene pinta de tener subida directa pero nos acercamos a él a investigar. Pinta tiene de que se puede llegar a la zona superior si al llegar a Saco nos desviamos a la derecha sin entrar al cabañal, o justo después, sin entrar al Hoyo, pero eso queda para otro día.


Llegamos al mini hoyo y comenzamos a investigar la posible subida.


Los animales parece que andan por la ladera y vamos zigzagueando buscando la manera de subir.


Llegado cierto momento se hace evidente que no hay ruta razonable de ascenso y que habrá que girar a la derecha al nivel que estamos y tirar directamente a los Llanos de Asperón. El intento de ascenso fracasa y para otra ocasión es más recomendable girar a la derecha hacia Asperón desde el mini hoyo.


Atrás dejamos la subida por la zona desde la cabaña más alta del grupo.


Saliendo ya de la traicionera ladera recuperamos los sedos que nos llevan cómodamente hacia Asperón.




Tras entrar brevemente en el bosque (que promete mucho para enlazar desde Saco), seguimos adelante...


...y llegamos ya a Asperón.


A la derecha tenemos una vista bien buena del macizo del Mortillano, y de por donde hubiéramos llegado de salir de Cerrilla por la derecha en vez de frente como hemoshecho.


Unos metros más adelante ya vemos a la izquierda el simpático relieve por el que nos va a tocar movernos, el Haza de la Loba.


Tras superar un estacado muy sencillo, localizamos la altura a la que va el sedo por donde andaremos.


La vista de la zona es de quitar el hipo.




Nos ponemos en marcha hacia La Sota, siguiendo el sedo.


En este tramo está más marcado, y no hay mucha posibilidad de duda,ni de camino alternativo más allá de bajar a las cabañas de Chomin o Chumino en caída libre.


Mientras avanzamos a nuestra derecha podemos verel cabañal de Entrepeñas o Entrelusas, con el Porracolina vigilando al fondo.


El sedo va difuminándose pero mantenemos la altura...






...hasta que al girar un poco más vemos ya una ladera más amable, con más rocas.


Superamos la zona con cuidado de no meter el pie entre las rocas, con la vista puesta en la cabaña más alta de La Sota.


Llegamos a la misma, ya derruida, y disfrutamos un poco de las vistas.




Ahora nos queda superar el Hoyo Lavalle para salir a la zona cercana al Colina, en el Alto de Estacas.


Tras un tramo de marcado sendero,nos encontramos en otra ladera herbosa por donde ascendemos girando un poco a la derecha.


Encontramos una grieta que nos deja ascender al siguiente nivel.


Unos pocos metros arriba encontramos un sedo que tomamos hacia la izquierda.


En cuanto el terreno encima nuestro deja de ser pared rocosa y se convierte prado más amable, giramos a la derecha para subir directamente...


...y ganar la zona del Alto de Estacas.


No tenemos más que dirigirnos de frente, con la base de Lunada como referencia, y enlazar los postes del PR abandonado al principio de la ruta.


Nada más descender el minidesfiladero, y con Brenacobos enfrente, vemos a la derecha una zona rocosa por donde circula un senderillo sin marcar.


Tomamos por él para dirigirnos paralelos a la crestería pero a menos altura.


El sendero es claro...


...y debajo vemos los restos de la cabaña del Carrio. La idea es bajar a ella y de ahí a Seldecuende.


Llegamos a enlazar con la crestería, y en ese punto giramos a la izquierda para bajar a buscar el descenso a Seldecuende.


Tras ver que no hay descenso directo sin destrepe muy inseguro, giramos a la izquierda y nos llegamos hasta la cabaña del Carrio, por donde ya hemos descendido a Seldecuende en otra ocasión.


Justo debajo de la cabaña va llevándonos un sedo hasta unos muros que al traspasarlos, dejan bajar de nivel con seguridad.


Desde esta altura habría que seguir por la derecha para entrar al cabañal por su parte superior (no entrar a derecho por un paso entre los árboles, que promete pero es una garma traicionera). Otra opción, que es la seguida, es bajar directamente por la ladera y llegar a la pequeña charca que hay en el límite inferior.




Tras un pequeño descanso en la charca, la idea ahora es bajar a Brenalengua.


Tomamos una red de sedos en direccion al bosque cercano.


Entramos en el mismo...


..pero al ver la posibilidad de girar a la izquierda y salirnos del mismo, la aprovechamos. Esta zona filtra el agua que cae en la zona de La Vaga y Seldecuende hacia Brenalengua y tiene zonas un poco complicadas. En teoría podemos avanzar hacia la Fuente de los Meaderos y llegar a La Vaga o salir a Brenalengua por el bosque, pero tras la última tentativa, es preferible salir hacia la izquierda como comentamos.


Así que salimos a los prados que hay bajo Brenacobos y seguimos sedos para evitar el pequeño barranquillo cubierto de árboles que nos lleva a Brenalengua.


Lo evitamos por la izquierda...


...y salimos sin más a Brenalengua,cerca de la salida de Canalahonda.


Tras echar un ojo al tramo de cauce que hay aquí, y volver a fliparlo al ver peces, pequeños y esquivos pero peces,...


...seguimos de nuevo postes de PR hacia El Valle.


Al salir de El Valle encontramos un poste señalizador, y giramos a la izquierda para enlazar con el sendero de Hondojón.


Este tramo, por el Monte Llusías, se agradece enormemente. El sol aprieta y la sombra y los árboles son una delicia.


Enlazamos entonces el sendero de Hondojón,que tomamos en ascenso hacia la Cabaña del Pozo.


Volvemos a introducirnos en un tramo de bosque...


...y justo en la primera curva del camino seguimos de frente para encontrar hitos que nos van a guiar durante un rato.




Llegamos a un pequeño llano en el bosque y seguimos adelante por un pequeño senderillo entre los arbolillos.


A partir de aquí seguiremos los hitos, cuando los haya, mientras el senderillo va siendo comido por la hierba y las hojas.




De esta manera salimos auna zona más despejada del bosque...


...y a una zona ya de matorral bajo que atravesamos para ir girando la loma.


Encima tenemos un imponente farallón rocoso...


...y avanzamos para acabar la zona de matorral y ver un bosquecillo cercano, por donde escapan varios corzos.


Ahora tocará un rato de bordear el bosque por debajo, encontrando eventuales hitos pero sin confiar nuestro camino a encontrarlos.


Seguimos avanzando, a veces a ras de ladera, a veces introduciéndonos algo entre los árboles...


...a veces llegando al borde del muro rocoso a nuestra derecha.


Llegamos a la altura del Alto de la Posadía, con Brenavinto abajoa nuestra izquierda. Hay manera, aunque no lo parezca a primera vista, de bajar directos a la Posadía, en varios zigzags y atravesando algun alambrado sencillote.


Nosotros seguimos adelante...


...y al poco enlazamos con el camino que viene desde el Sendero de Hondojón, algomás abajo de la Fuente de la Regada.


Aquí aparecen algunos hitos pero simplemente seguimos el camino que veamos pisado.




Tras una zona de monte bajo...


...entramos en otro tramo de bosque donde el camino parece ser casi camberil, aunque con poco uso, pero bien pisada de animales.


Salimos de nuevo a zona despejada y seguimos el ya evidente trazado...


..mientras mirando a nuestra espalda vemos la zona bajo Los Campanarios por la que hemos venido.


Un poco más adelante enlazamos ya con el Sendero de Hondojón.


Y vemos ya el aparcamiento de Los Collados...


...hacia donde vamos llegando para cerrar el circuito y acabar el día.


Adjunto el track en formato gpx grabado con un Garmin Oregon 550. Un saludo!